4º Domingo de Cuaresma

Cristiano es quien ha puesto su mirada y su corazón en la Palabra de Jesús, en su cruz y resurrección.Desde ahí entiende la buena noticia de hoy:

• Como noticia esperanzadora en medio de tanto desaliento.

• A Jesús como don de Dios a la humanidad.

• El evangelio de Jn como libro de los signos: renacer, levantado en cruz y resurrección.

• Como confirmación de que “Dios nos ha creado, y nos ha salvado para que nos dediquemos a las buenas obras”.

• Porque “tanto amó Dios al mundo, que entregó a su Unigénito, para que todo el que cree en él no perezca, sino que tenga vida eterna”.

• Pero no para cruzarse ya de brazos, sino para volver a renacer a la fe y a la esperanza.

• Cruz y alegría de la salvacióndos caras del amor

A quedarse con el reclamo urgente de la Palabra:

 Imprescindible renacer a la fe.

 Dedicarse a las buenas obras.

Rodolfo Pérez